mujer bonita

octubre 5, 2011

Una lágrima viva,

apenas un riacho de fino llanto

débil y tembloroso

como la luna

tu mirada

se refleja quebrada

en la orilla de una lágrima

en lo profundo del valle de tus ojos

en donde me duermo

y enloquezco

todas las noches

de cuyo puerto salgo por las mañanas,

en cuya bravura templo mi joven remo

el casco a veces macizo

a veces tierno de mi pequeño barco

y en cuyo atardecer descanso mi denso cuerpo

torcido, dolorido y cuando no, quemado

 

una lágrima viva,

rueda incesante,

sin preguntarse

sin inquietarse

que más abajo

está tu boca

que es un abismo bautismal

en el que nos iniciamos en el rito pagano de amar

mientras caemos

ensordecidos

a la hoguera

allí donde se forjan

las palabras suaves

que animan tu andar

mujer

 

elnico

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: