La farola

marzo 8, 2013

En la plaza Carbo hay una columna de luz, una farola, inclinada. Se desteca de entre las otras, derechitas todas. En cambio ella se bandeo, vaya uno a saber q andaba buscando.

 Es raro porque el camino de ese lado no es muy a transitado, hasta hay pasto. Pero le agrega un poco de misterio a la plaza, que ya por las noches se pone hermosa.

 Cuando callan los autos y las motos con caño de escape libre, se escucha lejano el relincho desencajado de esos caballos que emergen desbocados de la roca.

 A mi me gusta sentarme en uno de los baqnuitos que estan cerca, y jugar a captar el momento exacto en que la farola se hace un poco mas al costado. Para decirle: te agarre. Pero nunca pasa. Y siempre escribo relatos de otras cosas, como de las viscicitudes en la cola del supermercado.

 Sin embargo cambio un poco la cosa cuando despues de estar horas, y dormir de a ratos bajo el sol, y asomó por entre esa palmera y una tipa la figura de una silueta.

 Picó la curiosidad, y sin que me viera el policia intenté acercarme a ver que pasaba. Detras de un arbusto que hay ahí me incline lo mas q pude para ver, y sin quererlo adverti, que la farola y yo haciamos el mismo ejercicio para tratar de verte.

 

Anuncios

One Response to “La farola”

  1. arielo Says:

    Sos lindo cuando querés guacho!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: